Piedras en la vejiga

Los cálculos urinarios pueden formarse en cualquier sitio de la vía urinaria, hoy les compartimos algunos alcances sobre los cálculos de la vejiga.

Litiasis vesical
Los cálculos en la vejiga son masas duras de minerales que se han acumulado y cristalizado en la vejiga como consecuencia de una orina muy concentrada, y está asociado frecuentemente al impedimento del vaciamiento total de la vejiga. La sintomatología es variable, los pacientes manifiestan desde dolor abdominal intenso hasta la presencia de sangre en la orina.

Muchas veces, los cálculos en la vejiga no causan ningún síntoma, la persona no se percata de su existencia

Los cálculos pequeños en la vejiga se pueden expulsar sin ningún tratamiento, pero algunos necesitan medicamentos o cirugía. Si no se tratan, los cálculos en la vejiga pueden provocar infecciones y otras complicaciones.

SINTOMAS
A veces los cálculos en la vejiga, incluso los que son grandes, no causan problemas. N
o obstante, si un cálculo irrita la pared de la vejiga o bloquea el flujo de la orina, los signos y síntomas pueden incluir lo siguiente:

  • Dolor, generalmente localizado en el abdomen.
  • En los varones, dolor o malestar en el pene o los testículos
  • Sensación de ardor o quemazón al orinar
  • Aumento de la frecuencia miccional.
  • Dificultad para orinar o interrupción del flujo de orina.
  • Observar sangre en la orina
  • Orina de color oscuro o turbio
Los cálculos en la vejiga habitualmente se producen cuando la vejiga no se vacía por completo y la orina forma cristales, usualmente el urólogo sospecha de algún tipo de obstrucción a la salida de la orina por ello. 

Algunas infecciones pueden producir cálculos en la vejiga y, a menudo, es conocido que una afección subyacente que afecta la capacidad de la vejiga de retener, almacenar y eliminar orina puede derivar en la formación de cálculos en la vejiga. 
También cualquier material extraño presente en la vejiga tiende a provocar cálculos en la vejiga.

¿QUE FAVORECE LA APARICIÓN DE CÁLCULOS EN LA VEJIGA?
No es común que los cálculos se ubiquen en la vejiga, lo usual es encontrarlos en el riñon o en los uréteres, pero existen algunas condiciones que favorecen que se depositen en la vejiga, entre ellas tenemos.

Crecimiento de la próstata. 
Una próstata agrandada (crecimiento usualmente de naturaleza benigna) puede causar cálculos en la vejiga debido a que obstruye el flujo de orina e impide que la vejiga se vacíe por completo.
Daño nervioso (vejiga neurógena) 
Normalmente los nervios transmiten información del cerebro a los músculos de la vejiga y les ordenan contraerse o relajarse. Estos nervios pueden dañarse por ejemplo en enfermedades como la diabetes, como consecuencia de una enfermedad cerebral (accidente cerebrovascular), por una lesión de la médula espinal u otro problema de salud; todo ello hará que la vejiga no se vacíe por completo.

Inflamación.
La inflamación de la vejiga muchas veces es la consecuencia de infecciones urinarias repetidas, pero también una manifestación adversa a algunos tratamientos médicos como la radioterapia en la zona de la pelvis.
Dispositivos médicos. 
La sondas vesicales —tubos delgados que se introducen por la uretra para ayudar a drenar la orina de la vejiga— pueden provocar cálculos en la vejiga. Otros objetos que migren accidentalmente a la vejiga, como un dispositivo anticonceptivo o un stent ureteral, un catéter doble jota: pueden tener el mismo efecto. En la superficie de estos dispositivos suelen formarse cristales minerales, que luego se convierten en cálculos.
Cálculos renales. 
Los cálculos que se forman en los riñones no son lo mismo que los cálculos en la vejiga. Se forman de maneras diferentes (ya vimos que los de la vejiga usualmente son por problemas de salida de la orina). Los cálculos renales pueden descender por los uréteres hasta la vejiga y, si no se los elimina, pueden convertirse en cálculos vesicales voluminosos.

¿QUIENES TIENEN MAYOR RIESGO DE TENER CÁLCULOS EN LA VEJIGA?
Las afecciones que aumentan el riesgo de tener cálculos en la vejiga incluyen las siguientes:

  1. Obstrucción de la salida de la vejiga. Cualquier afección que bloquee el flujo de orina desde la vejiga hacia la uretra (el conducto por el que sale la orina del cuerpo) puede provocar la formación de cálculos en la vejiga. La obstrucción de la salida de la vejiga tiene muchas causas, pero la más frecuente es el agrandamiento de la próstata.
  2. Vejiga neurógena. Un accidente cerebrovascular, las lesiones de la médula espinal, la enfermedad de Parkinson, la diabetes, una hernia de disco y muchos otros problemas pueden dañar los nervios que controlan la función de la vejiga. Algunas personas que tienen vejiga neurógena también pueden presentar un agrandamiento de la próstata u otro tipo de obstrucción de la salida de la vejiga, lo que aumenta en mayor medida el riesgo de tener cálculos.

COMPLICACIONES DE LOS CÁLCULOS DE VEJIGA
Los cálculos en la vejiga que no se expulsan, incluso aquellos que no presentan síntomas, pueden producir complicaciones, como por ejemplo, las siguientes:
Disfunción crónica de la vejiga.
Los cálculos en la vejiga que permanecen sin tratar pueden producir problemas urinarios a largo plazo, como dolor al orinar o micción frecuente. Los cálculos en la vejiga también pueden alojarse en la abertura por la que sale la orina de la vejiga hacia la uretra y bloquear el pasaje de orina.
Infecciones urinarias. 
Las infecciones bacterianas recurrentes en el tracto urinario pueden ser producidas por cálculos en la vejiga.
Retención urinaria aguda
Es posiblemente la principal causa por la cual el paciente con cálculos en la vejiga acude al médico, la litiasis se localiza en el cuello de la vejiga y obstruye completamente la salida de la orina produciendo gran dolor. NO es infrecuente que el cálculo se aloje en la uretra, sobre todo en los varones.

¿CÓMO PREVENIR LOS CÁLCULOS?
Los cálculos en la vejiga normalmente son consecuencia de una afección oculta que es difícil de prevenir; sin embargo, puedes disminuir la posibilidad de desarrollar cálculos en la vejiga siguiendo estos consejos:
Si presentas síntomas urinarios inusuales, consulta acerca de ellos. El diagnóstico y el tratamiento tempranos de un agrandamiento de la próstata u otra afección urológica pueden disminuir el riesgo de desarrollar cálculos en la vejiga.
Si usted siente que la fuerza de la orina ha disminuido (el término correcto es flujo), tiene más chances de hacer cálculos.
Si tiene próstata aumentada de tamaño también tendrá más chances, por li que el urólogo deberá darle algún medicamento para prevenirlo
Beber una mayor cantidad de líquidos, especialmente agua, puede ayudar a prevenir los cálculos en la vejiga, ya que los líquidos diluyen la concentración de minerales de tu vejiga. La cantidad de agua que deberías consumir depende de tu edad, tu tamaño, el estado tu salud y tu nivel de actividad. Pregúntale a tu médico qué cantidad de agua sería adecuada para ti.

Dr. Luis Susaníbar Napurí
Especialista en Urología y Medicina Sexual
Contactos:
http://urologiaperuana.blogspot.com/      
Consultas: 511 3324009  /  Móvil:  511 989662887
Av. Brasil 935. J. María. Av. Nazarenas 695. Surco
www.urologiperuana.com

Publicamos todos los días...!

Cirugía láser de próstata