La Balanitis y Balanopostitis

Uno de los motivos de mayor consulta en nuestro Centro Médico Especializado es la infección del prepucio y del glande, conocido como balanopostitis.
El nombre per se es genérico y engloba a una gran cantidad de procesos inflamatorios que afectan el glande y el prepucio, sin indicar la causa exacta.
Conozca mas sobre el tema, y sobre todo evite las complicaciones como consecuencia de un mal diagnóstico.
Errores en el tratamiento de la balanopostitis
La balanopostitis y/o balanitis, supone irritaciones, infecciones, secreciones, descamaciones, escozor y dolor; en el glande y el prepucio; las cuales pueden presentarse tanto de forma aguda o súbita, o a lo largo del tiempo; crónicamente.
Es normal que el varón tenga un exceso de piel que cubra el glande, el prepucio; lo que no es normal es que este se infecte junto con el glande (balanopostitis) o que se cierre no dejando asomar la cabeza del pene (fimosis). En ambos casos, como veremos posteriormente, la única solución es la cirugía.

La higiene
Debemos señalas que uno de los principales factores desencadenantes de la balanopostitis es el déficit de una limpieza genital adecuada, es mas, está demostrado que influye también en el cáncer de pene; Si la higiene es escasa se irán acumulando secreciones y detritus celulares (células muertas) en el capuchón prepucial, lo que condicionará la maceración de la zona. esta zona húmeda fácilmente será colonizada posteriormente por virus, bacterias, hongos, o una combinación de ellos; lo que a la larga terminará en la inflamación local, trayendo como consecuencia la balanopostitis.

Formas de presentación
La balanopostitis se puede presentar tanto de forma brusca (aguda)  o manifestarse lentamente en el tiempo (crónica) y sus síntomas son los siguientes:
  • Dolor localizado
  • Eritema o enrojecimiento del glande y/o el prepucio
  • Escozor o picazón
  • Secreciones o exudados con o sin mal olor
  • Piel macerada
  • Lasceraciones o heridas
  • Pus
  • Edema o hinchazón del glande y el prepucio
  • Parafimosis (incapacidad de remangar la piel, esto es una emergencia urológica)
  • Fimosis
  • Cambios de la sensibilidad de la piel
  • Cambios tróficos de la piel: piel engrosada, acartonada, con tendencia a romperse y sangrar
  • Cambios de la coloración de la piel, los cuales pueden ser temporales o permanentes
Errores en el tratamiento de la balanopostitis
Como hemos visto la balanopostitis presenta variedad de síntomas, pudiendo darse tanto de forma aguda como crónica. Para efectos del tratamiento es indispensable contar con el diagnóstico correcto, identificando adecuadamente el tipo de balanopostitis. Lamentablemente los pacientes y los médicos incurren en errores al tratar esta enfermedad, los cuales hemos identificado y comentamos a continuación brevemente.
  1. La balanopostitis es una infección. Es una inflamación, pudiendo ser consecuencia de una infección, pero NO siempre es una infección; como por ejemplo la de Zoon o la asociada al reiter.
  2. Los antibióticos curan la balanopostitis. NO siempre, como hemos visto existen balanopostitis no infecciosas (como la tóxica o alérgica), y estas no mejorarán con antibióticos
  3. Las cremas "múlltiples" son una buena elección. Ninguna crema polivalente, es decir que contenga antihongos, antibacterianos, antiinflamatorios y antibioticos y "todos juntos", es útil en el tratamiento de esta enfermedad. Las cremas y unguentos deben ser seleccionados asdecuadamente. Es muy frecuente que los jóvenes acudan a nuestro centro especializado habiéndose aplicado un sin número de cremas, sin ningún resultado. Además, el hecho de contenner corticoides hace de estas cremas un detonante importante para la colonización secundaria de infecciones, es decir los corticoides bajan las defenzas localmente, favoreciendo las infecciones oportunistas.
  4. El aceite, las cremas de origen natural, pastas de dientes, etc; mejoran la balanopostitis. Es difícil aceptar que en pleno siglo XXI aún contemos con estos tabúes, que lo único que hacen es empeorar el cuadro clínico.
  5. La balanopostitis no le da a los circuncidados. Esto es falso, si puede darse. Lo que suucede es que los pacientes circuncidados tienen una mejor higiene, al no estar el capuchón prepucial conteniendo restos celulares y microbios.
Algunos datos importantes en los cuidados de la balanitis y balanopostitis
  • Descubra el glande retrayendo el prepucio y lave diariamente con jabón neutro (glicerina, blanco o dove blanco)
  •  Puede sumergir el glande en agua con manzanilla fría 3 veces al día, los resultyados serán sorprendentes
  • No use cremas a no ser que el Urólogo se las haya medicado
  • No use cremas que tengan más de un principio activo, pues pueden empeorar el cuadro
  • No se automedique
  • Haga un cultivo de la secreción, así será mejor el tratamiento
Urología Peruana: Dr. Luis Susaníbar


Av. Brasil 935-B. Jesús María. Tel: 332-4009

Publicamos todos los días...!

Cirugía láser de próstata