Cirugía prostática sin corte

Los síntomas urinarios bajos en los varones muchas veces se deben a enfermedades prostáticas.
De lejos, la enfermedad prostática más común es la hiperplasia prostática benigna, la cual es consecuencia de un crecimiento desmedido de la glándula prostática; ocasionando molestias relacionadas con la micción como la necesidad de ir imperiosamente al baño, el interrumpir las horas de sueño para orinar, la dificultad miccional, y el peor de todos los síntomas; la retención aguda de orina necesitando el uso permanente de sonda.
Existen a la fecha un sin número de procedimientos quirúrgicos para resolver los problemas prostáticos, siendo la TURP (siglas inglesas de Trans Urethral Resection of Prostate) o simplemente Resección Prostática, el método quirúrgico más recomendado a nivel mundial.
Sepa Usted acerca de este seguro y efectivo tratamiento quirúrgico.
TURP: la cirugía prostática más recomendada a nivel mundial
Al estar la próstata ubicada bajo la vejiga y ser un paso de salida obligatorio de la orina, es entendible que su crecimiento impida el normal flujo miccional, ocasionando múltiples síntomas, los cuales aumentan con la edad, en frecuencia e intensidad.
El tratamiento medicamentoso de la enfermedad prostática está orientado a todo paciente que posea síntomas leves a moderados, siendo esta tipificación establecida por el urólogo, en base a el Puntaje Internacional de Síntomas Prostáticos, y a los exámenes de rutina como la ecografía y uroflujometría.

¿Cuando es necesario operar la próstata?
Todo paciente con síntomas severos de enfermedad prostática y con complicaciones secundarias a esta enfermedad, son partidarios de cirugía.
El objetivo de todo tratamiento quirúrgico para el agrandamiento prostático, es el de eliminar del organismo el tejido que produce la obstrucción normal a la salida de la orina.
La próstata podemos imaginarla como una gran naranja, siendo la pulpa de la misma la que produce la obstrucción; el tratamiento quirúrgico estriba en retirar la pulpa sin dañar la cáscara.
Pues bien, en el ejemplo la pulpa es el equivalente al adenoma o tejido prostático que produce la obstrucción, y la cáscara, la cápsula prostática.

Por décadas el tratamiento quirúrgico era la cirugía abierta o convencional, pero gracias a los avances de la cirugía, la óptica y la transmisión de energía, se desarrollo un método para extraer el tejido adenomatoso prostático sin necesidad de realizar incisiones en la piel de los pacientes, mediante el método denominado TURP o Resección Prostática.

La TURP permite el retiro del tejido a través de un aparato especialmente diseñado denominado resector, el cual es introducido a través de la uretra. El resector se ubica a nivel del tejido prostático, para posteriormente retirar dicho tejido en fragmentos.
 En el dibujo se ven las distintas fases de la TURP. Una vez ubicado el resector a nivel prostático, 
se procede al retiro gradual del adenoma (en naranja), dejándose al final la cápsula prostática (en rosado).

El procedimiento es monitorizado mediante vídeo, lo cual permite obtener imágenes en tiempo real, aumentando de esta manera el campo visual del cirujano, mejorando la efectividad del procedimiento.
Luego de ser retirado el adenoma, el urólogo realiza una inspección rigurosa de la cápsula restante, para constatar la adecuada hemostasia y de esta manera evitar un sangrado importante.

¿A quienes se recomienda la TURP?
La cirugía TURP es útil en casos de enfermedad moderada a severa, y en próstatas muy voluminosas; pudiendo tratarse prácticamente todo paciente con enfermedad prostática. Es de gran utilidad incluso en pacientes con cáncer de próstata
Los resultados son mucho mejores que el tratamiento medimentoso, manteniéndose a lo largo del tiempo, estando indicada en pacientes con:
  • Urgencia miccional
  • Nocturia
  • Retención de orina
  • Infecciones urinarias
  • Insuficiencia renal
  • Cálculos vesicales
  • Sangrado de orina
Algunas características de la TURP
  • Es un procedimiento no invasivo
  • No deja cicatrices
  • Permite reducir los síntomas rápidamente
  • Permite el retorno a la actividad en corto tiempo
  • Es el método mas recomendado por las sociedades científicas de urología a nivel mundial
  • Permite el estudio del tejido obtenido para despistaje de cáncer de próstata
  • Es el método mas seguro y eficaz de tratamiento quirúrgico de la enfermedad prostática.

Publicamos todos los días...!

Cirugía láser de próstata