Biopsia prostática

La ecografia transrectal en patología prostática se introdujo con el objetivo de identificar lesiones sospechosas, normalmente de carácter hipoecóico. 
No obstante diferentes estudios concluyen que hasta un 70% de los tumores prostáticos no se muestran con un patrón ecográfico hipoecóico y, por tanto es posible identificar lesiones isoecóicas e hiperecóicas respecto al parénquima adyacente sano. 
La ecografia transrectal constituye la via de abordaje estándar para la realización de la biopsia sistemática prostática en la actualidad.
La probabilidad de detectar un cáncer en la biopsia depende de tres factores: el patrón o localización de las biopsias, el volumen prostático global y, finalmente del número de biopsias obtenidas.
Formas de realizar la biopsia prostática
 
¿Cuando volver a biopsiar?
Debemos diferenciar claramente, antes de continuar este artículo, que el número de muestras (cores) es diferente al número de biopsias.
El número de muestras o cores es la cantidad de tejido extraído en un acto médico de biopsia prostática; pudiendose obtener en teoría un nñumero ilimitado de muestras.
En cambio el número de biopsias se refier al número de veces que el paciente ha sido sometido a este procedimiento.
Quedando claro, continuemos con la disertación

Patrón de las biopsias
Históticamente es Hodge quien describe por primera vez en 1989 la técnica de biopsia sistemática transrrectal prostática por sextantes, demostrando que su método tenia mayor sensibilidad y especificidad que la biopsia dígito dirigida.
Debidoa que la posibilidade de detección de tejido en la periferie prostática  era baja, es que se decide aumentar el número de muestras, lo que se conoce como biopsia estensa, dirigiéndose estas hacia el apex, línea media y región postero lateral, prostáticas.

Volumen prostático
Es lógico y estadísticamente significativo, que hay menor chance de detectar el cáncer de próstatas voluminosas, por lo que evitamos explayarnos en este punto.

Número de biopsias
Hablar de número de biopsias equivale a hablar de rebiopsias, y siempre surge la misma pregunta, ¿en que casos volver a practicar una biopsia prostática?
Una biopsia inicial prostática negativa no excluye del diagnóstico de cáncer.
Diversos estudios demuestran que los tumores no diagnosticados en la biopsia inicial no necesariamente son de pequeño tamaño y baja agresividad y, por tanto queda justificada su detección.
Diferentes estudios nos muestran que la tasa de detección de la rebiopsia es relativamente elevada en especial en el periodo más reciente tras la biopsia inicial.
El tema de la rebiopsia es controversial, pero dejamos algunos puntos a consideración:

¿Cuando rebiopsiar?
  1. PSA in crescendo (velocidad de PSA elevada, mayor a 0,4 ng/ml)
  2. Presencia de PIN de alto grado (III), conocido también como PINAG
  3. Presencia de grupos glandulares atípicos (ASAP)
  4. Se deben tomar un minimo de 10 cores
  5. La nueva biopsia se debe ralizar entre los 3 y 6 meses posteriores a la biopsia inicial
  6. Una tercera y cuarta biopsia deben realizarse en pacientes con alta sospecha de cáncer
Ref: Actas Urol Esp v.31 n.10 Madrid nov.-dic. 2007

Publicamos todos los días...!

Cirugía láser de próstata